El talento de las personas refugiadas: un valor hacia una sostenibilidad empresarial y social

Este 20 de junio se conmemora, como cada año, el Día Mundial de las Personas Refugiadas, un día en el que, desde DIVEM, queremos destacar todo el valor que estas personas son capaces de aportar a la sociedad a través de sus diferentes capacidades, talentos, conocimientos y de su riqueza cultural.

Se trata de personas que llegan con una situación personal difícil, viéndose forzadas a abandonar su hogar y empezar de cero en un sitio nuevo, y sin saber siquiera si podrán regresar a sus casas en algún momento. 

Sin embargo, en estos últimos dos años ha quedado patente la gran importancia que las personas de origen extranjero han tenido en nuestro país para el mantenimiento de las empresas, de la economía y de nuestra sociedad. Las personas de origen extranjero ocupan en gran medida empleos de los llamados esenciales que han permitido mantener el funcionamiento de la sociedad y la actividad económica durante la crisis sanitaria de la covid-19.

Durante 2021, alrededor de 55.000 personas en edad de trabajar solicitaron asilo en España, a las que hay que añadir el destacable número de quienes han huido de Ucrania en los últimos meses a causa de la guerra y han llegado a España,de las cuales, 2 de cada 3 también se encuentran en edad y disponibilidad para buscar empleo en nuestro país.

De hecho, de las personas ucranianas que han llegado a España y han sido atendidas en los denominados Centros de Recepción, Atención y Derivación, el 64,2 % tiene estudios superiores y el 25,2 % han finalizado alguna formación profesional o estudios asimilables a bachillerato. Entre los principales empleos que hasta ahora han estado desempeñando estas personas se encuentran los relacionados con la economía, ingenierías, informática y electrónica, emprendedores empresariales o cargos directivos y el derecho y la abogacía.

Se trata, por tanto, de unos perfiles cualificados muy atractivos, con perspectivas, puntos de vista, aprendizajes y saberes con la capacidad de nutrir a las empresas de un talento diverso que aporte novedades a su actividad y a su sostenibilidad a futuro. 

A través de DIVEM, ayudamos a las empresas a diseñar planes y estrategias para una gestión responsable y eficiente de la diversidad cultural que beneficie a todas las partes. De esta manera, las empresas pueden contribuir al desarrollo sostenible de la sociedad y al suyo propio, incidiendo en los Objetivos de Desarrollo Sostenible y mejorando sus indicadores de responsabilidad social a través de su compromiso.

¡Únete a DIVEM y entra a formar parte de las #EmpresasQueSuman!

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *