Empresas y tercer sector: una alianza necesaria contra la crisis y los problemas comunes

El 27 de febrero se conmemora el Día Mundial de las ONG. Con motivo de esta jornada queremos destacar los retos comunes que compartimos tanto las empresas como las entidades del tercer sector en la construcción de sociedades más sostenibles, justas e igualitarias. Así queda plasmado en los Objetivos de Desarrollo Sostenible, a través del ODS 17, en el que se destaca la necesidad de crear alianzas mundiales sólidas para el logro del resto de metas establecidas en la Agenda 2030.

Dentro de este objetivo se hace mención expresa a la oportunidad que supone fomentar y promover alianzas de colaboración entre las esferas pública, público-privada y de la sociedad civil para lograr el cumplimiento de los ODS.

En este sentido, crear alianzas estratégicas entre las empresas y el tercer sector posibilita compartir los know-hows de ambas partes, adquiridos desde sus respectivas experiencias y especialidades, y permite orientar todo ese conocimiento para resolver problemas sociales comunes. Unos problemas que adquieren especial relevancia en situaciones tan complicadas como la actual, a causa de la pandemia de la covid-19, siendo necesaria, ahora más que nunca, una sólida cooperación y unidad de esfuerzos hacia una mejor recuperación y más sostenible.

Diversidad cultural en las empresas: una diversidad de soluciones a los retos actuales

La gestión de la diversidad cultural se presenta como una oportunidad a la hora de encontrar soluciones a los retos a los que, como sociedad, nos enfrentamos. De esta forma, las empresas pueden aliarse con el tercer sector para liderar el cambio, poner en valor la diversidad cultural en sus equipos profesionales y poder sacar el máximo partido de los beneficios que conlleva gestionar adecuadamente todos estos talentos diversos, ganando competencias para afrontar con mejores recursos contextos de crisis como el actual.

Para este fin, en DIVEM contamos con una sólida trayectoria en asesoramiento y orientación a las empresas, independientemente de su tamaño o características, para una gestión responsable y provechosa de la diversidad cultural en sus respectivas organizaciones internas.

Mediante esta colaboración conjunta también logramos que las empresas se posicionen ante sus diferentes grupos de interés como empresas socialmente responsables, que se preocupan y responden a las demandas de la sociedad más allá de su propio beneficio económico, y que contribuyen al cumplimiento del objetivo final de los ODS: No dejar a nadie atrás.

Descubre con DIVEM cómo tu empresa puede alinearse con una responsabilidad social sostenible y entre a formar parte de las #EmpresasQueSuman.

22 de febrero: Día europeo por la igualdad salarial entre hombres y mujeres

Aunque el principio de igualdad de retribución entre hombres y mujeres está consagrado en la normativa europea desde hace casi 60 años y, los avances en materia de igualdad en España son cada vez mayores, a día de hoy, combatir la “brecha salarial” es uno de los grandes retos a los que se nos enfrentamos como sociedad.

Con el fin de sensibilizar sobre estas diferencias, todavía existentes, entre las retribuciones percibidas entre hombres y mujeres, el 22 de febrero se celebra el Día Europeo contra la discriminación salarial entre hombres y mujeres.

Según datos aportados por Eurostat, correspondientes al último trimestre de 2020, la brecha salarial en nuestro país se situaba en el 14 %. ¿Y qué ocurre si analizamos los datos teniendo en cuenta la variable origen? En el caso de las mujeres de origen extranjero, el informe Brecha salarial de los migrantes: examen de las diferencias salariales entre los migrantes y los ciudadanos de los países de acogida, publicado por la OIT, se desprende que, en España, éstas se enfrentan a una doble desventaja por su condición de mujer y migrantes, estimando, según datos extraídos de la última Encuesta de Población Activa y de la Encuesta de Estructura Salarial, que ganan hasta un 20 % menos que las mujeres españolas.

¿Qué factores son causantes de esta brecha salarial?

Estas desigualdades se han agravado a raíz de la pandemia del covid-19

Según apunta este mismo estudio, la discriminación y la exclusión hacia determinadas personas y colectivos se han visto agravadas con motivo de la crisis sanitaria. De hecho, en numerosos países, esta brecha salarial se ha ampliado en el último año.

Con la vista puesta en un futuro más bien inmediato, los efectos de la actual crisis global –aún desconocidos en su totalidad y en su alcance– podrían seguir profundizando en estas desigualdades, por lo que es necesario del trabajo coordinado entre las instituciones, las empresas y la sociedad en su conjunto para paliar y poner freno a esta situación.

Efectivamente, las empresas también son agentes clave a la hora de combatir y reducir esta brecha integrando medidas y acciones que favorezcan el cumplimiento del ODS 5 y la reducción de las desigualdades de género. Algunas propuestas que pueden llevarse a cabo son:

  • Promoviendo métodos de contratación que pongan en valor las competencias y capacidades de las mujeres de origen extranjero.
  • Estableciendo medidas de discriminación positiva en la contratación de colectivos subrepresentados.
  • Integrando en sus Planes de Igualdad la variable o dimensión cultural.
  • Facilitando políticas y medidas de conciliación que tengan en cuenta las necesidades concretas de las personas que integran la empresa.
  • Llevando a cabo, de forma voluntaria, auditorias salariales y el registro retributivo, desagregada por sexos, de toda la plantilla.

Tu empresa también puede contribuir a reducir la brecha salarial: ¡Súmate a DIVEM y a las #EmpresasQueSuman!

Highlander HR: “Al eliminar prejuicios, encontramos las competencias necesarias en cualquier persona, al margen de su origen y su género”

“En la era de las máquinas, las empresas necesitan competencias emocionales de equipos culturalmente diversos”.

Highlander HR es una pyme malagueña, especializada en el sector de los recursos humanos y la selección de personal para otras empresas. Su especialización le confiere una perspectiva del mercado laboral orientada a las actuales tendencias en la contratación de personal. Así, David Serrano, de gerencia y desarrollo de negocio en esta empresa, señala que “el mercado laboral se está transformando a pasos agigantados”, lo que supone la demanda de determinadas habilidades relacionadas con competencias que son propias del ser humano: “En la era de las máquinas, lo que necesitan las empresas son competencias emocionales como la creatividad, la capacidad de comunicación, el trabajo en equipo… que no entienden de distinciones”, puntualiza. Leer más

La gestión de la diversidad cultural, aspecto esencial para un auténtico liderazgo colectivo de las empresas

Para Naciones Unidas, el liderazgo debe ser la palanca para acelerar el cumplimiento de la Agenda 2030. Líderes que contemplen nuevos objetivos más allá de la mera visión empresarial, que influyan en la integración de los ODS en las organizaciones de forma transversal y ayuden a generar impactos positivos para la sociedad en todo su conjunto. Los líderes empresariales deben influir no solo sobre su organización, sino también sobre la comunidad empresarial y la sociedad, convirtiéndose en actores clave que promuevan la transformación social que la Agenda 2030 necesita y la sociedad demanda. Leer más

Hacia la igualdad de género en las empresas a través de la diversidad cultural

La igualdad de género sigue siendo uno de los mayores retos que todavía tenemos como sociedad. En el ámbito del empleo, aunque los avances son cada vez mayores, las diferencias entre hombres y mujeres todavía son evidentes.

Según datos extraídos de la última Encuesta de Población Activa, respecto al cuarto trimestre de 2020, la tasa de desempleo de las mujeres se situó en el 18,33 %, frente al 14,17 % de los hombres en el mismo periodo. Si analizamos los datos teniendo en cuenta la variable de su origen, observamos que las diferencias son todavía mayores, ya que en el caso de las mujeres de origen extranjero, la tasa de desempleo alcanza el 31,02 %, frente al 16,18 % de las mujeres españolas, llegando a una diferencia de hasta veinte puntos en relación al género masculino.

No solo la tasa de desempleo refleja las desigualdades todavía existentes. La representación de la mujer en sectores profesionales altamente feminizados como el sector servicios (limpieza, cuidado de personas dependientes, comercio…) continúa liderando la ocupación de las mujeres de origen extranjero (52,46 %) frente a otros sectores en los que los varones las superan en más de un 67 %1

La alta parcialidad en los contratos es otro de los elementos que hacen evidentes estas diferencias. La mujer acapara el 77 % de los contratos a tiempo parcial frente al 22 % de los hombres y, según el Informe del Mercado de Trabajo de los extranjeros 2020, entre los varones extranjeros, un 81,92 % de los contratos fueron a jornada completa, en comparación con el 58,01 % de las mujeres.

Las empresas pueden contribuir en la reducción de estas desigualdades

Algunas acciones que pueden ayudar en este objetivo son:

  • Promover entornos de trabajo que favorezcan la inclusión laboral de las mujeres de origen extranjero, a través de medidas que faciliten el acceso y promoción en igualdad de condiciones.
  • Establecer medidas de discriminación positiva en la contratación de mujeres en determinados sectores profesionales en las que están subrepresentadas.
  • Reconocer su formación y experiencia en origen, poniendo en valor sus competencias y capacidades.
  • Integrar políticas de conciliación familiar y flexibilización laboral que tengan en cuenta las diferentes situaciones de las personas, y, en concreto, la de muchas mujeres migrantes.

Una gestión responsable de la diversidad, que contemple las variables de género y cultural, contribuye a la consecución del ODS 5-Igualdad de género y favorece la integración laboral de las mujeres inmigrantes en condiciones de igualdad, a la vez que permite a las empresas nutrirse de todo ese talento femenino. A través de DIVEM asesoramos y orientamos a las empresas a lograr estos objetivos, mediante una responsabilidad social responsable y con el objetivo puesto en un futuro más equitativo, igualitario y próspero para toda la sociedad.

Entra a formar parte de las #EmpresasQueSuman: ¡Súmate a DIVEM!

Embutidos Ezequiel: “La diversidad fomenta la cooperación, el respeto y la tolerancia en nuestra empresa”

“Contar con personas de diferentes orígenes, sexos y religiones es un valor que forma parte de Embutidos Ezequiel, un rasgo positivo que hay que fomentar tanto dentro como fuera de nuestras instalaciones”

Embutidos Ezequiel, es una empresa de León, dedicada principalmente a la elaboración artesanal de embutidos. Junto con la fábrica, que cuenta ya con más de 70 años de historia a sus espaldas, tienen también un restaurante en la localidad leonesa de Villamanín.  Leer más

Saber gestionar la diversidad cultural, la clave responsable para el crecimiento empresarial

La globalización y el movimiento de los flujos migratorios de las últimas décadas, han configurado una sociedad en la que conviven diversas culturas y personas de diferentes orígenes, promoviendo la creación de sociedades interculturales y globales. Vivimos en una sociedad diversa, global y multicultural. Leer más

Divem refugiados RRHH

Las empresas con una plantilla culturalmente diversa afrontan mejor los escenarios de crisis

Según varios estudios, las empresas que hacen suyo el compromiso de gestionar e integrar la diversidad cultural en su organización y cuentan asimismo con una plantilla diversa son más competitivas y afrontan mejor los escenarios de crisis. Así lo avala, por ejemplo, la consultora McKinsey & Company, que en un informe reciente señala los beneficios que aporta hacer una buena gestión de la diversidad cultural, cifrando en un 36 % las probabilidades de obtención de rentabilidades por encima del promedio a las empresas que incorporan y favorecen la participación de personas de nacionalidades y contextos culturales diversos en sus respectivas organizaciones. Leer más

Día Internacional de las Personas Migrantes. La triste realidad de la trata de personas con fines de explotación laboral.

Desde el proyecto DIVEM buscamos sensibilizar y acercar a las empresas el valor y las capacidades que las personas culturalmente diversas pueden aportar a las empresas, desde un enfoque de igualdad de derechos y oportunidades. Es innegable que las empresas que saben gestionar correctamente la gestión de esta diversidad obtienen mejores beneficios económicos, son más competitivas y contribuyen a la construcción de una sociedad más justa e igualitaria. Son muchas empresas las que han empezado a trabajar en este recorrido y son ejemplo de un tejido empresarial socialmente responsable.

A pesar de ello, no es menos cierto que muchas personas de origen extranjero sufren discriminación en el ámbito laboral, se ven obligadas a aceptar peores condiciones de trabajo o ven como sus capacidades y competencias no son tenidas en cuenta. Es por ello que en un día como el de hoy, Día Internacional de las Personas Migrantes, sí nos gustaría mencionar una triste realidad que afecta mayoritariamente a personas de origen extranjero en el ámbito laboral y sobre la que Accem lleva trabajando intensamente desde hace años. Esta es la trata de seres humanos.

Desde Accem presentamos hace unos días el estudio La trata tiene también género masculino desde donde se aborda de manera integral la situación invisible de explotación que viven cientos de hombres en Europa, la mayoría migrantes y refugiados. La trata de seres humanos se ha visibilizado habitualmente desde lo que concierne a las mujeres víctimas de explotación sexual, pero existen otras formas de explotación muy invisibilizadas que se abordan en el estudio. La agricultura, la pesca o la construcción son algunos sectores donde se han encontrado personas explotadas laboralmente. Cita el estudio “es sobre todo el ámbito de la trata con fines de explotación laboral el que involucra mayoritariamente a hombres… Así pues, hay algunos sectores, como la agricultura, la construcción y la hostelería que en muchos países (ej. España, Italia, Bélgica, etc.) suelen representar los principales contextos en que se detectan víctimas de trata y explotación. Pero hay tantos otros sectores que demuestran esa potencialidad de la extensión y magnitud de la explotación, y que requieren esa mirada integral en el abordaje de la trata. Desde la pesca, que es uno de los principales sectores de explotación en Irlanda hasta el ámbito del transporte en varios países europeos, dos contextos en los que destaca la prevalencia de hombres. En Bélgica se han detectado y acompañado casos de trata y explotación laboral de hombres en panaderías, granjas de caballos, tiendas de segunda mano, servicios de guardamuebles, además de la construcción, hostelería/limpieza, y servicio doméstico. En relación a este último, señalar que, a pesar de que la mayoría de las víctimas de trata y explotación en este sector son mujeres y niñas, sí que también suele haber víctimas hombres (ej. en Bélgica se han detectado algunos casos de hombres víctima de trata en este sector laboral empleados como jardineros, y en varios casos se ha tratado de parejas explotadas juntas en el mismo domicilio para diferentes tareas domésticas)”.

Aunque todos sabemos que no es una práctica generalizada, en este día sí hemos querido contribuir a visibilizar esta triste realidad que viven a diario personas de origen extranjero en toda Europa. Os recomendamos la lectura de este estudio y seguiremos trabajando desde Accem desde diferentes ámbitos por generar, entre todos, una sociedad más justa y socialmente responsable.

helpHousing: “Gestionar un equipo de alta diversidad cultural nos permite cumplir las expectativas de nuestros clientes y mejorar la sociedad”

La empresa helpHousing es una pyme que presta servicios de alojamiento y ayuda a la llegada a estudiantes y jóvenes trabajadores que vienen del extranjero. Su trato diario con personas de muy diversos orígenes hace “que la diversidad cultural sea un elemento transversal, tanto entre las personas a las que ofrecemos nuestros servicios como en nuestro equipo”. Así lo apunta Javier Ortego, CEO de esta empresa que se ha unido en este año al proyecto DIVEM con el objetivo de obtener la asesoría y el seguimiento gratuitos y necesarios para continuar su trabajo en una gestión responsable de la diversidad cultural. Leer más