Americanah

Americanah. Una reflexión sobre la raza y la diversidad cultural

“No fui consciente de que era negra hasta que me fui a vivir a Estados Unidos”, con reflexiones de este cariz, Ifemelu la protagonista de Americanah, el libro de Chimamanda Ngozi Adichie, nos invita a reflexionar sobre la diversidad cultural y la percepción existente en la sociedad sobre el concepto de “negritud”.

Americanah es una historia de amor, pero también es mucho más. La protagonista es una chica nigeriana que deja su país para irse a estudiar a una universidad americana, y que pasados los años, decide volver a vivir a Lagos. Amor, amistad, soledad, inmigración, una crítica social muy fuerte y un mensaje feminista y de empoderamiento de la mujer, esos son los ingredientes de una novela ha cosechado múltiples premios desde que se publicó en 2013.

Es la historia de Ifemelu y Obinze, pero podría ser la de tantos y tantas emigrantes que buscan la oportunidad de formarse o trabajar en Europa y Estados Unidos, y que cuando llegan ven que no todo es como se habían imaginado, pero también una historia de luchadores, de personas que se reinventan y evolucionan creciendo y madurando a lo largo del libro. ¿Qué implica ser negro en Estados Unidos, un país donde la población afroamericana desciende de esclavos y donde hace solo 60 años tenían políticas raciales de segregación? ¿Por qué una mujer negra debe alisar su pelo para poder acceder a determinados puestos de trabajo? ¿Qué problemas de identidad sufren los niños y niñas hijos de inmigrantes que han crecido en otros países? ¿Qué pasa con los que deciden volver?

En esta novela se reflexiona sin tapujos sobre la identidad del que deja su país y tiene que adaptarse a la sociedad de acogida, que no es tan bonita como se pensaba. El pelo afro como símbolo identitario y el dejarlo al natural como empoderamiento de la protagonista. Diferencias culturales y sociales, identidad, historia y el concepto de la raza se mezclan en una novela que nos acerca a la verdadera cara de la inmigración, de cómo se sienten quienes tienen que pelear por empezar de cero en otro lugar, quienes lo intentan y no llegan y también los que triunfan y vuelven a casa. Una mezcla de sinsabores y de sentimientos encontrados, una cruda realidad que muchas veces queda oculta pero que no por ello deja de existir.

Americanah invita a reflexionar sobre la diversidad cultural, sobre el valor que aportan los inmigrantes, sobre la identidad y los valores humanos, y sobre todo, nos invita a ponernos en la piel de cada uno de las personas que nos rodean.

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *