RNE, Empresa, Cambio Social, DIVEM, diversidad cultural

«Pretendemos que la empresa sea consciente de su capacidad para generar un cambio social»

En España viven más de 46 millones y medio de personas, de las cuales casi 4 millones y medio son extranjeras. En muchas ocasiones hablamos de diversidad funcional o de género, pero no tenemos en cuenta la diversidad cultural o étnica de la sociedad española. El principal objetivo de la iniciativa DIVEM es que las empresas sean conscientes de su poder de cambio social, que vean en la diversidad cultural una herramienta de crecimiento y desarrollo sostenible, desarrollando acciones para gestionarla de manera adecuada. En una entrevista realizada para el programa de RNE Espacio para la responsabilidad, María Tejada, responsable de Campañas y Comunicación de Accem habla sobre la diversidad cultural en España y la importancia del proyecto DIVEM “Intentamos promover la igualdad de oportunidades en los entornos laborales y dentro del mundo empresarial la concienciación del valor de esta diversidad que está entre nosotros”.

No obstante, esta diversidad cultural de la que hablamos no se encuentra reflejadas en nuestras empresas.

Según los últimos datos, la tasa de paro para las personas nacionales es cercana al 16%. A pesar de ello si hablamos de población extranjera esta cifra se acerca al 23%, y si solo nos centramos en las mujeres extranjeras un 25%.

 La diversidad cultural es la asignatura pendiente del mundo empresarial, por lo que hacen falta medidas efectivas que incidan en implementar esa diversidad en el ámbito laboral. La realidad nos muestra que hay una sobrerrepresentación de la diversidad en determinados sectores como la construcción, el sector primario, servicios o el empleo doméstico, pero en la totalidad del mundo empresarial esta representación no existe. Al tener en cuenta la diversidad cultural, María Tejada también destaca la importancia de tener en cuenta a las segundas y terceras generaciones, es decir, a los hijos e hijas de personas de origen extranjero que llegaron de pequeños a España o que incluso han nacido aquí, que son y se sienten parte de este país y de esta sociedad, pero que en muchas ocasiones ven limitadas sus oportunidades debido a su fisionomía o signos externos, porque se les sigue considerando extranjeros. El objetivo del proyecto DIVEM es la sensibilización sobre esa diversidad, que somos nosotros mismos y en cómo gestionarla.

1 comentario

Trackbacks y pingbacks

  1. […] y como comentaba María Tejada en una entrevista en RNE, estas 5 dimensiones suponen 5 oportunidades para la empresa, no sólo por lo que gana gestionando […]

Los comentarios están desactivados.